miércoles, 15 de febrero de 2012

'Blind Lemon' Jefferson (parte II) [ PWB XXVII ]

Algunas curiosidades que se quedaron fuera del otro articulillo: P, ej: un antiguo empleado de la Paramount le contó a Orrin Keepnews (fuente de toda confianza), que Jefferson era un borrachuzo y un tragón, el cual prefería ser pagado en mujeres y whisky que en dinero. Su vecino, el pianista Romeo Nelson, contrasta diciendo que era una persona cálida y cordial, aunque yo creo que ambas facetas son posibles juntas.

Otra característica suya era que jamás trabajaba en Domingo,"no me importa que me pagues 20 ó 200 dólares,"-decia moviendo la cabeza- "mi madre me enseñó a no trabajar en Domingo para nadie"

Bueno, para que sepais de donde estoy sacando toda esta información :


Es una cajita de presentación pobre, pero no tanto, ahora os cuento (primero decir que la teneis por 9 libras y media en amazon UK, pero tened en cuenta que esto no va a sonar como Def Leppard precisamente, estamos hablando de grabaciones del '26 al '29, y del sello Paramount, famoso por su mal sonido, aunque más que malo es rugoso, y eso al Blues le sienta de p.m.). La presentación es una cajita de cartón blando con los 4 CDs en sus correspondientes cajas clásicas de plástico, sin libreto, pero...en el libreto de cada CD, además de los lugares y fechas de grabación (si se saben) teneis más que suficiente información en un tamaño de letra pequeño pero que no daña a la vista. Es una caja de JSP, supongo que todos teneis alguna...

Este hombre nos dejó 94 temas (con sólo 4 ó 5 tomas alternativas), en ese corto de espacio de tiempo al que me refería arriba, del '26 al '29, y pese a las diferencias de sonido en la caja (supongo que de la mayoría de temas han encontrado las tomas maestras, pero otros provienen de viejos vinilos maltratados) lo que se puede asegurar es que era un excepcional guitarrista, y un cantante con una voz poderosísima. La verdad es que mientras escribo estas crónicas estoy redescubriendo a Jefferson y flipando cada vez más. Es una buena táctica escuchar un disco o caja un par de veces, dejarla descansar medio añito o así, y luego redescubrirla encontrando multitud de matices que se habían escuchado. Por supuesto, mientrás escribo esto escucho a Blind Lemon.

Hoy pensaba escribir sobre sus grabaciones de 1926, pero se me ha ido la pinza y ya es muy tarde para mí. Así que mañana sigo, y además empezaremos la crónica con un misterio misterioso, uyuyuy.

YA NO SÉ SI RECOMENDAROS QUE PILLEIS UN BUEN CHUBASQUERO Y FORROS POLARES, porque aquí en las Rías Baixas hemos debido de tener  4 ó 5 días de verdadero invierno, esto está de terraza veraniega, de andar en camiseta y camisa; pero según los MMM (medios de manipulación masiva) en muchos lugares de la penísula andais de borrasca en borrasca. Mi más sentido pésame a mi familia y amigos de Donosti.

2 comentarios:

  1. De este sello solo tengo el recopilatorio de Blind Willie McTell que recomendaste tambien hace tiempo y aunque no sean muy bonitas, cumplen bien su función.

    ResponderEliminar
  2. A mí se me hacen lindas por su modestia, la verdad es que la gente de este tipo de sellos no creo que estén en ello exclusivamente por dinero, seguro que son grandes fans de estos estilos y hacen una gran labor de recopilación para unas tiradas que supongo bastante limitadas.

    Un saludo, Mighty, a ver cuando tengo tiempo de darme un garbeo por ipunk, que tanto blog, tanto jazz y tanto blues, me tienen absorbido.

    Mario

    ResponderEliminar